Museo de L’Orangerie... (Parte I)

6:55

Cerca del famosísimo Louvre, en el Jardín de las Tullerías, se encuentra L'Orangerie, un pequeño museo con una colección de arte  y ocho paneles creados por Claude Monet En un principio, este edificio, de fachada clásica, fue un invernadero, luego un depósito, alojamiento para soldados y más tarde lugar de exhibiciones industriales... hasta que se convierte en anexo del Museo de Luxemburgo como pre-proyecto para un museo de arte moderno.
En 1909, Claude Monet (Francia, 1840-1926) decide donar a este espacio una obra para disfrute de los parisinos. Su intención era invitarlos a contemplar, en un lugar cerrado, una imagen de la naturaleza dentro de  la misma ciudad. Para ello pinta todo el vestíbulo, inspirándose en los jardines de Giverny, su lugar habitual de residencia. Estos paneles, divididos en dos salas, evocan el paso de la horas, desde que sale el sol hasta el anochecer. La obra se presenta como una conjunción de los elementos naturales: agua, aire, cielo y tierra y, a pesar de no tener una perspectiva definida, las flores crean un ritmo en la composición, dando la sensación de horizonte infinito.
El trabajo le llevó a Monet doce años, y recién se presenta al público en 1927, unos pocos meses después de su muerte.
video
Les nymphéas, de Claude Monet (1914-1926)
Musée de L’Orangerie - París (Sala 1)
video
Les nymphéas, de Claude Monet (1914-1926)
Musée de L’Orangerie - París (Sala 2)
En el subsuelo de este edificio, restaurado en 2006 y de interior minimalista, se despliega la colección de artistas modernos de Jean Walter y Paul Guillaume, iniciada por éste en 1911, cuando decide dedicarse al negocio del arte. Para 1920 ya era una respetada figura en el ambiente. Fue director de la revista Les Arts á Paris e impulsó la carrera de los artistas Picasso y André Derain, entre otros. Murió en 1934, antes de cumplir con su proyecto de crear un museo de arte moderno. Su esposa mantuvo la colección  y la amplió cuando se casó con el arquitecto e industrial Jean Walter. De manera que, si bien la colección lleva el nombre de los dos coleccionistas, quien se encargó de conservarla y luego cederla al Estado Francés fue Madame Dominique Walter, viuda de Guillaume.
Retrato de Madame Paul Guillaume con sombrero, de André Derain (1928-1929)
Técnica: óleo sobre tela
Musée de L’Orangerie - París
Las ciento cuarenta y cinco pinturas que se encuentran en este museo son testimonio parcial pero prestigioso de cincuenta años de creación artística en París, desde el Impresionismo hasta la década de 1930. La colección reúne obras de Derain, Cézanne, Modigliani, Matisse, Picasso, Renoir y Rousseau, apodado el aduanero. 
Las fotos se tomaron con los marcos para destacar la forma en que los coleccionistas exhibían sus pinturas a principios del Siglo XX. La pieza que sigue es una de las seis versiones que pintó Renoir (Francia, 1841-1919) sobre el mismo tema, pero ésta tiene la particularidad de que se encontraba en el estudio del artista en el momento de su muerte.
Jeunes filles au piano, de Pierre-Auguste Renoir (1882)
Técnica: óleo sobre tela
Musée de L’Orangerie - París
Cuando Renoir retrata a las jóvenes de la burguesía francesa Yvonne y Christina Lerolle, lo hace en la intimidad de su hogar y detrás de ellas se observan dos pinturas de otro artista francés: Edgar Degas  (Francia 1834- 1917).
Yvonne et Christine Lerolle au piano, de Pierre-Auguste Renoir (1897-1898)
Técnica: óleo sobre tela
Musée de L’Orangerie - París
Aunque Paul Guillaume no fue el marchante habitual de Picasso (España, 1881-1973), ambos compartían el interés por el arte primitivo y, en particular, por el arte “negro”. En 1918, Guillame dedica en su galería una exposición común a Picasso y a Matisse. De la inmensa obra de Picasso, la colección tiene un conjunto de pinturas fechado esencialmente en la estancia del artista en el pequeño pueblo catalán de Gósol, en 1906. Las monumentales Bañistas son las que predominan en este período de la producción del artista que se ha  llamado neoclásico y corresponde a  la década de 1920. A su vez, Guillaume completa la colección con obras precubistas y cubistas, para cumplir con su principal objetivo: afirmar el vigor de la modernidad clasicista en la primera mitad del siglo XX.
Grande Natura Morte, de Pablo Picasso (1917-1918)
Técnica: óleo sobre tela
Musée de L’Orangerie - París
(continuará...)

You Might Also Like

0 comments

Contenido

Liliana Wrobel

Producción & Diseño

Carla Mitrani

Contacto

ObrasMNBA@gmail.com